|  

En lo que va del año, varias entidades financieras españolas encarecieron sus préstamos para la compra de casas, más de 15%.

0 No me gusta0

 

En el mercado de la vivienda de España ya se nota el cambio de ciclo hipotecario; tan solo en las hipotecas fijas, considerada las estrellas del inmobiliario residencial, la banca está endureciendo las condiciones.

Fue en junio cuando cobraron especial fuerza los incrementos. En comparación con enero, los encarecimientos superan en algunos casos en varios puntos el doble dígito, lo que impacta el ritmo de las compraventas. La espiral es cada vez más perceptible desde el banco más pequeño hasta el más grande.

 

Por ejemplo, se advierten incrementos de más de 40 mil euros en términos absolutos para una hipoteca tipo de 200 mil euros a 30 años, lo que muestra una tendencia que llegó para quedarse.

 

Según un muestreo de las diez principales entidades financieras españolas, con excepción de Caixabank (la más grande), en lo que va del año, todas han encarecido sus hipotecas fijas con alzas que van de menos del 5% a más del 15 por ciento.

En junio, Santander (el segundo mayor banco de aquel país) endureció sus condiciones para un alza del 7.3% respecto a enero; el tercer banco en tamaño, BBVA, tuvo en abril una subida del 8.3%, unos 20 mil euros más.

También el cuarto de los grandes bancos españoles, Sabadell, aplicó aumentos, con un incremento del 8.6%. Bankinter, el quinto banco en tamaño, subió con fuerza sus hipotecas a un costo ya de unos 40 mil euros más que en enero, sobre un 15% extra en seis meses.

 

Hipotecas fijas se encarecerán más

En los siguientes meses, la tendencia se intensificaría aún más; ya que los bancos encarecerían todavía más las tasas fijas a la par del euríbor y por las alzas de tipos que el Banco Central Europeo aplicará en julio y septiembre para combatir la inflación.

De acuerdo con datos a marzo del Instituto Nacional de Estadística de España, las hipotecas a tipo fijo representaron un 73% de los créditos para vivienda que se firman actualmente. Entre 2011 y 2021, las fijas se habían abaratado un 40%, según iAhorro.

Fernando López, jefe de operaciones de Gibobs allbanks, prevé que las entidades financieras reforzarán sus hipotecas a tipo variable y tipo mixto en el segundo semestre de 2022 y “veremos que el porcentaje de hipotecas fijas formalizadas se reducirán por el encarecimiento de estas”.

 

 

Para diciembre de este año, respecto al mismo mes del 2021, al ritmo actual del euríbor, las hipotecas variables se encarecerían en más de 60 mil euros en el conjunto del mercado.

En un escenario con alta probabilidad de tipos al alza durante los siguientes años, se va a ver un renacimiento de las hipotecas mixtas, expresó Marcel Beyer, director ejecutivo de iAhorro; agregó que los bancos claramente quieren posicionarse con las variables.

“Las hipotecas mixtas son un producto perfecto de transición en el mercado, que no hacen el cambio a los usuarios tan brusco. Mucho más fácil que el mercado vaya de fija a mixta que forzar que vaya directamente de fija a variable”, mencionó.

 

 

Al mismo tiempo, se están flexibilizando las condiciones de entrada para las hipotecas variables, aunque los precios están ahora siguiendo la evolución del euríbor, al que están referenciadas y al que se revisarán anual, semestral o trimestralmente.

En abril, la banca empezó a incrementar los precios de las hipotecas fijas; tan así, que el crédito nuevo destinado a la compra de casas bajó un 11.2% respecto a marzo, según los últimos datos del Banco de España.

Y aunque la compra de vivienda retrocedió 20% en comparación con el tercer mes del año, eso no impidió un aumento interanual del 11%, de acuerdo con información de vozpopuli.com.