Especialistas en la región ven que estas herramientas tienen ventajas y retos para la región, lo cual se combina con otras características de la zona.

2 No me gusta0

Sobre la tercerización logística, C.H. Robinson publicó hace tres años un documento llamado Is Logistics Outsourcing Right for Your Company?, el cual resultó innovador para evaluar esta alternativa logística.

La tercerización es un recurso que las empresas pueden aprovechar cuando las condiciones, tanto internas como externas, favorecen su adopción. Forzar el uso de la tercerización, seguramente ocasionar impactos en el servicio y altos costos. Mientras que no utilizarla, hace que la empresa esté suboptimizando los recursos propios y los que el mercado pone a su disposición.

Dependiendo de la tarea o función a tercerizar, el proceso puede ser visto como táctico o estratégico y para cada uno de estos escenarios el proceso de evaluación debe ser diferente. En el caso de la tercerización logística, debe ser visto como un proceso estratégico ya que representa un punto de contacto con un cliente y en muchas organizaciones una parte relevante del costo total de la transacción comercial.

Actualización, necesaria

Las tendencias para la logística del futuro comprenden las impresiones 3D, drones y la comercialización de autos autónomos, que tienen una implicación inmobiliaria profunda, sin embargo, en América Latina aún se tiene un gran trecho por recorrer.

Durante la realización de la mesa “Una mirada al futuro del sector logístico, análisis y tendencias 2021”, dentro del encuentro virtual Commercial Real Estate Trends, varios especialistas de la región  agregaron que el comercio electrónico o e-commerce abre nuevas oportunidades en la región.

“El rol de los tercerizadores logísticos en Europa y Estados Unidos están en un punto de madurez del mercado y atrás de ellos vienen México, Brasil, como tercera fase por nivel de desarrollo; pero está el resto de países en América Latina que nos permite ir viendo cómo va a empezar a llegar a nuestros mercados para dar cierto tiempo de reacción”, destacó Sergio Pérez, director ejecutivo de cuentas corporativas en América Latina de Newmark.

El también moderador de la mesa añadió que en 10 años, de acuerdo a estudios internacionales, se duplicará el volumen del e-commerce porque muchas empresas que no vendían a través de plataformas virtuales están comenzando a hacerlo sin tener redes de distribución maduras por lo que se apoyarán, precisamente, en los tercerizadores logísticos.

Durante la pandemia se vio un fuerte crecimiento en las empresas de entrega de alimentos o delivery,  y productos del e-commerce, de tal manera que algunas colapsaron y llegaron a tener problemas entre operadores y restaurantes, sin embargo, han surgido otros para poder atender la demanda y hay una tendencia de aumento en la región, señaló Oliver Leonowens, director comercial y nuevos negocios de Calidad Inmobiliaria.

Tercerización, al alza

Por su parte, Mike Fangman, CEO de Latam Properties, consideró que las pequeñas empresas comenzarán con los tercerizadores para poder competir con los grandes jugadores del comercio electrónico que están viendo una estrategia multicanal, con equipos experimentados de logística y que pueden hacer la inversión necesaria para atender la demanda.

“En México hay un crecimiento exponencial de grandes empresas que tienen redes de retail con miles de puntos de venta y están comprando empresas de logística para aprovechar la red de última milla, y han demostrado ser muy creativas y eficientes durante esta coyuntura y creemos que este modelo se replicará en la región Latinoamericana”, indicó Sergio Pérez.

Destacó que uno de los retos a los que se está enfrentado el mercado es a la logística en inversa y que está representando fuertes dolores de cabeza para el comercio electrónico ya que la devolución de una venta de e-commerce es el triple de la devolución de retail tradicional, es decir, representa el 30% de lo que se vende.

“uno de cada 3 productos que se vende electrónicamente se devuelve y el problema se empieza a poner divertido cuando la mitad de estas devoluciones ya no tienen valor de recuperación por la ineficiencia de la logística inversa”, afirmó el director ejecutivo de cuentas corporativas en América Latina de Newmark.

Por su parte, Mauricio Arce, presidente de Priasa, apuntó que en Costa Rica la logística en inversa tiene que ver con la flotilla de transporte para poder recoger la mercancía que se regresa dado que las distancias no son tan grandes como en otros países latinoamericanos.

Reconversión de espacios

En la zona del Triángulo Norte se ha venido dando la reconversión de los sótanos de los edificios de oficinas y locales de centros comerciales que no se han podido ocupar durante la pandemia y que se están reconvirtiendo en puntos de última milla, y en breve estarán en operación en la modalidad de alquiler minibodegas de 177 m² de tres niveles para poder atender el crecimiento del comercio en pequeño, informó Oliver Leonowens, director comercial y nuevos negocios de Calidad Inmobiliaria.

El futuro de la logística estará en lograr desarrollar espacios de almacenaje que tengan la mayor eficiencia con calidad-tiempo-respuesta al menor costo posible y que tengan un diseño vanguardista en términos de well y leed para impedir que se conviertan en obsoletos.

“Todas estas tendencias nos ayudan a tener una visión de las cosas que comienzan a pasar en América del norte y tenemos la gran oportunidad de ver la película anticipadamente y prepararnos para lo que viene en la región Latinoamericana”, finalizó Sergio Pérez, director ejecutivo de cuentas corporativas en América Latina de Newmark.

Con información de https://spendmatters.com/