La Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México señaló que diversas empresas constructoras han interpuesto demandas por robos, saqueos y extorsiones, en días recientes.

0 No me gusta2

Mientras las construcciones estuvieron paradas en la Ciudad de México (CDMX) a causa de la pandemia derivada del COVID-19, durante tres meses, la delincuencia organizada aprovechó para sustraer de bodegas y obras, revolvedoras, camiones y excavadoras e incluso material, señaló la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México (FGJ-CDMX).

El ente informó que en ese tiempo recibió diez denuncias de empresas constructoras. Y una vez que iniciaron las indagatorias, estableció una línea de investigación, en la que aparentemente una célula ligada al grupo llamado La Unión Tepito es la responsable de los robos. Según los primeros avances, éste busca utilizar el equipo y el material en construcciones de empresas fachada.

Asimismo, el ente identificó que las presuntas construcciones se ubican en las alcaldías Benito Juárez, Miguel Hidalgo, Álvaro Obregón y Magdalena Contreras, y que se han extendido a la zona sur de la capital, donde están las bodegas en las que se esconde toda la maquinaria pesada de los robos, sobre todo en el sector de Topilejo, en la demarcación Tlalpan.

Se sabe que esta organización está compuesta por al menos 20 personas, quienes son las encargadas de llevar a cabo los atracos, y otro número similar más para resguardar las bodegas. En este sentido, una vez que se activen al 100% las actividades de construcción en CDMX, se implementará un operativo de revisión de todas las maquinarias que se utilizaron en las obras en curso.