Según una encuesta del Ministerio del Trabajo de Colombia, 7 % de las personas volverían a trabajar en oficinas de manera fija, mientras que 40 % se sienten satisfechos con el home office.

1 No me gusta0

Según Andrés Correa, presidente de la Federación Internacional de Profesiones Inmobiliarias (Fiabci), al hablar sobre los cambios por la pandemia que se han vivido en Colombia, destaca que entre los ganadores están los poseedores de inmuebles en los suburbios de la capital, debido a que optaron por espacios más amplios y conectados a la naturaleza.

Además de ello, la vivienda, que con subsidios y bajas tasas de interés alcanzaron ventas significativas, y el segmento de la logística, como las bodegas de última milla o las llamadas storage.

En contraparte, los perdedores fueron los poseedores de oficinas, comercio, bares, hoteles, restaurantes y sectores del entretenimiento, que pertenecen al grupo de los más castigados por la pandemia.

Según el diario El Espectador de Colombia, El presidente de la Lonja de Bogotá, Andrés Mauricio Martínez, destaca por su parte que algunos constructores cambiarán espacios que antes estaban proyectados para oficinas para convertirlos en viviendas.

Según una encuesta del Ministerio del Trabajo de Colombia, 7 % de las personas volverían a trabajar en oficinas de manera fija, mientras que 40 % se sienten satisfechos con el home office, lo que ha detonado una oportunidad para el alquiler de oficinas.

Por su parte, Andrés Rocafort, director regional de IWG, destacó que en los últimos meses, el arrendamiento corporativo o coworking han presentado un incremento del 20 %, si se compara con tiempos de prepandemia.

Modelos flexibles y de resguardo

Rocafort añade que muchas empresas ya no quieren contratos de inmuebles por años, mientras en negocios de renta flexible se pueden pactar rentas por meses, semanas o días, además de ser hasta 35 % más económicos.

En Colombia se esperan abrir segmentos de coworking flexible proyecta abrir 15 nuevos espacios de coworking en 2021 con una inversión de 30 millones de dólares, sin contar la eventual compra de competidores pequeños y el estreno del modelo de franquicias en el país.

Finalmente, Felipe Roldán, CEO de Oikos Storage, quien define a su firma como “un hotel para cosas”, asegura que se preparan para la construcción de nuevos espacios, pues la pandemia incrementó la demanda de esos servicios, ya que por los cierres de locales, muchos buscaron guardar mercancías en estos espacios o quienes cambiaron de apartamento.

Con información de El Espectador de Colombia.