La deuda consolidada fue de 27 mil 683 millones de pesos a marzo pasado, de este total, 90% está garantizada con propiedades y flujos; 41% paga intereses variables.

4 No me gusta0

Grupo Gicsa, una desarrolladora inmobiliaria del sector comercial, corporativo y de usos mixtos, inició un proceso para explorar las mejores alternativas que le permitan restaurar su estructura de capital, después de que sufrió efectos negativos a causa de la pandemia de Covid-19.

“Esperamos entrar en contacto con nuestros acreedores financieros, tan pronto como sea posible, para colaborar en soluciones que respalden nuestra viabilidad financiera a largo plazo y nuestro crecimiento futuro”, dijo la emisora en un comunicado.

A través del documento, expone que entre las acciones que podría emprender para tal propósito van desde modificaciones a su endeudamiento, reestructuración de activos, hasta emisión de capital, entre otras alternativas para cumplir con sus obligaciones financieras.

Por lo que Gicsa confió: “Esperamos finalizar una transacción consensuada con nuestros acreedores en los próximos meses y anticipamos trabajar en colaboración con ellos hacia una solución a largo plazo”.

Para evaluar las opciones y en búsqueda de soluciones que le ayuden a sanear su delicada situación financiera, la compañía contrató como asesor financiero a la firma Lazard y a Bufete Robles Miaja, S.C. y Cleary Gottlieb Steen & Hamilton como asesores legales, se lee en el comunicado.

Gicsa subrayó que no puede asegurar que la revisión dé lugar a alguna alternativa o transacción, así como tampoco comprometer un resultado o tiempos de respuesta. 

La deuda consolidada de la empresa fue de 27 mil 683 millones de pesos al cierre de marzo pasado, la cual un 90% está garantizada con propiedades y flujos. El 41% paga intereses variables.

Según información de la empresa, sus principales acreedores son instituciones financieras, entre ellos están Citibanamex, HSBC México, Banco del Bajío, Bancoppel, Actinver, Sofoplus y Goldman Sachs, así como otros inversionistas que compraron sus bonos.

La empresa reportó que en marzo concretó la reestructura de la emisión de Certificados Bursátiles emitidos en el 2017, que consistió en aplazar el vencimiento de la emisión a diciembre 2023, amortización de principal por 150 millones en abril 2021, una tasa incremental iniciando con 50 puntos base en abril 2021 y un step-up adicional de 50 puntos base en enero 2023 y amortizaciones trimestrales a partir de julio 2022. 

Gicsa es propietaria de 11 centros comerciales, cinco inmuebles de uso mixto y un edificio de oficinas. En su conjunto suman un área bruta rentable total de 965,000 metros cuadrados.