|  

Es apremiante aumentar la inversión pública para garantizar el derecho a la salud en los países latinoamericanos, advirtió la Cepal.

3 No me gusta0

Tras la crisis del Covid-19, en América Latina y el Caribe (LAC) aumentó la pobreza extrema, la desigualdad y el número de millonarios, por lo que es apremiante aumentar la inversión pública para garantizar el derecho a la salud con acceso a atención oportuna y de calidad para toda la población.

Cabe destacar que aunque la pobreza tuvo una disminución entre el 2020 y 2021, pues la cantidad de personas en esta condición pasó de 204 a 201 millones, la pobreza extrema aumentó de 81 a 86 millones, lo que permite la proyección de un retroceso de 27 años con aumento de la pobreza extrema.

 

En el 2020 aumentó la proporción de mujeres que no recibe ingresos propios, y la pérdida de empleo afectó más a mujeres en hogares con niños.

 

De acuerdo con datos de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), entre el 2019 y 2021, el patrimonio de los millonarios en siete países de la región aumentó un 14%; luego de una caída de 19% entre el 2019 y 2020, la riqueza de los billonarios creció en 41% entre el 2020 y 2021.

En el caso de México, el documento refiere que en el 2020, 48.2 millones de mexicanos estaban en situación de pobreza, lo que implica que un 37.4% de la población estaba en esta condición, un aumento de 1.9% en comparación con el 2018 y ligeramente inferior al de 2016, cuando se situaba en 37.6 por ciento.

 

Según el documento ‘Panorama Social de América Latina 2021’, en siete naciones latinoamericanas, en el 2021, 104 personas poseen, en promedio, un patrimonio del 11% del PIB de sus países.

 

Alicia Bárcena, secretaria ejecutiva de la Cepal, dijo que “el bajo crecimiento de la pobreza ante la crisis está relacionado con las medidas que el gobierno ha tomado para enfrentarla, y también al apoyo financiero a microempresas familiares que ha habido, un apoyo de 35,000 millones de pesos (mdp)”.

Para México, la Cepal estima en este año un crecimiento económico de 2.9%, que es superior al promedio de la región, impulsado por la recuperación de Estados Unidos, en donde el sector exportador tenga una derrama más fuerte hacia las Pequeñas y medianas empresas.

“Porque son las grandes empresas las ganadoras en esta crisis sanitaria en México, también grandes empresas digitales y financieras son las que han ganado y, por lo tanto, son las que pueden respaldar más a las Pequeñas y medianas empresas, además de lo que el gobierno puede hacer”, señaló la especialista.