La virtual parálisis que observó la industria inmobiliaria en la capital del país durante la primera mitad de 2019, y que se ha extendido hasta el tercer trimestre del año, tendrá una importante repercusión en el crecimiento local, así como un impacto adverso en el Producto Interno Bruto (PIB) del país.

36 No me gusta12

La virtual parálisis que observó la industria inmobiliaria en la capital del país durante la primera mitad de 2019, y que se ha extendido hasta el tercer trimestre del año, tendrá una importante repercusión en el crecimiento local, así como un impacto adverso en el Producto Interno Bruto (PIB) del país.

Una vez culminado el primer semestre de 2019, que se caracterizó por cientos de proyectos inmobiliarios detenidos o suspendidos en la Ciudad de México (CDMX), nos preguntamos si realmente se tienen las condiciones para que en el segundo semestre del año, o la recta final del mismo, se pueda reactivar el sector.

Diversas cifras se han manejado sobre los proyectos que se han visto afectados, se estima que llegaron a ser alrededor de 500. Algunos en proceso de construcción fueron suspendidos por la sospecha de haberse llevado a la práctica en la sombra de la corrupción; otros más no han podido, hasta la fecha, obtener los permisos de construcción, sobre todo aquellos que rebasan los 10 mil metros cuadrados (m2).

 

 

Si bien los empresarios del sector han visto afectado su negocio, muy probablemente ya voltearon hacia otras entidades en busca de oportunidades. Es decir, en lugar de invertir en la CDMX, se llevarán sus recursos a otros estados con buenas expectativas de crecimiento.

Pero eso no es todo, el empleo también se ha visto seriamente afectado, porque por cada obra detenida, suspendida e incluso cancelada, cientos de obreros de la construcción, ingenieros, arquitectos y contratistas se han quedado sin trabajo.

Al detener múltiples proyectos, también debemos considerar que se están dejando de construir miles de departamentos que son muy necesarios en la ciudad capital, por el elevado déficit de vivienda que hay. Esto podría repercutir en un mayor encarecimiento de la oferta existente a la venta e incluso en los precios de la misma renta de casas y departamentos.

 

Impacto en el PIB

Un estudio de la dirección de análisis de Banorte, señaló la debilidad de la construcción, en particular en la CDMX: “El mes pasado (junio), la Secretaría de Desarrollo Urbano y Vivienda (Seduvi) de la ciudad confirmó que alrededor de 200 proyectos en construcción, tanto de uso mixto como habitacional, están bajo revisión por presuntas irregularidades. Esto resultó en un fuerte paro de actividades durante el 1S19, con evidencia anecdótica y consultando con expertos del sector estimando que representa alrededor de la mitad del valor agregado anual de la construcción en la CDMX”.

 

El dinamismo económico de la CDMX se ha desacelerado con fuerza desde diciembre de 2018.a

 

Real Estate,Real Estate Market & Lifestyle,Real Estate México,Smart Cities,Impacto económico de la parálisis inmobiliaria en la CDMX, Cientos de obras fueron suspendidas desde el último trimestre de 2018.  Cientos de obras fueron suspendidas desde el último trimestre de 2018. 

 

Agregaron que “con datos del INEGI de 2017 (últimas cifras disponibles), el PIB de la Ciudad de México representó 17.5% del total nacional. La industria representa 9.7% de la actividad de la ciudad, de la cual 41.9% es la construcción. Por lo tanto, un cálculo simple implica que este sector representa 0.7% del PIB nacional”.

Considerando los proyectos inmobiliarios en revisión en la primera mitad de 2019, “estimamos que 18 puntos base (pb) de crecimiento (nacional) ya se han perdido. Algunos participantes de la industria creen que este proceso podría tomar todo el año, lo que resultaría en una reducción del crecimiento de todo el año de 36 pb. Es en este contexto en que las cifras hasta ahora muestran que el dinamismo en la ciudad se ha desacelerado con fuerza desde diciembre, logrando contraerse incluso a un ritmo mayor al nacional en marzo. Esto también es importante para explicar la fuerte caída en la producción industrial del país en abril (aunque con la tasa anual afectada por el efecto de Semana Santa) y mayo, como se observa en la gráfica anexa”.

El análisis de Banorte indica que la parálisis del sector inmobiliario en la CDMX, con su efecto adverso en la industria de la construcción, le está restando a toda la economía nacional 36 pb de crecimiento potencial.

Por su parte, de acuerdo con el Centro de Estudios Económicos del Sector de la Construcción (CEESCO) con información de la ENEC del INEGI, el desempeño de las empresas constructoras por entidad federativa mostró que en la Ciudad de México se presentó una contracción de 18.9% en el primer trimestre de 2019 en el valor de su producción, en comparación con el mismo periodo del año pasado, que contrasta con el retroceso de 3% anual que observaron a nivel nacional en el mismo periodo.

En particular, la obra pública en la CDMX reportó una contracción de 51.5% en su valor de producción en el primer trimestre, que representaron el 33% de la obra total de la ciudad; sin embargo, el valor de la producción de la obra privada repuntó 22.7% que significó el 67% del total de la ciudad, de acuerdo con el análisis de CEESCO.

Los números son fríos y demuestran la inercia negativa que presenta la industria de la construcción en la Ciudad de México, donde la edificación tiene una importante participación.

Hasta el cierre de la presente edición, no hay señales concretas que anticipen un cambio de tendencia en el tercer trimestre, por lo que es altamente probable que a finales del año se cierre con números negativos.

 

Real Estate,Real Estate Market & Lifestyle,Real Estate México,Smart Cities,Impacto económico de la parálisis inmobiliaria en la CDMX, Corporativo Jaime Nunó. Corporativo Jaime Nunó.

 

Obras detenidas

La Seduvi hizo público el lunes 17 de junio, que hasta ese momento estaban en revisión cerca de 200 proyectos arquitectónicos, con el fin de hacer modificaciones para que sigan las normas de la dependencia.

Por su parte, la Asociación de Desarrolladores Inmobiliarios (ADI) confirmó que (hasta el cierre de edición) 88 proyectos de sus asociados estaban en suspensión o proceso de revisión con la Seduvi, lo que ha implicado tener detenidos poco más de 7 mil millones de dólares de inversión, con un impacto negativo de alrededor de 30 mil empleos que no se han generado.

Al respecto, el presidente de la ADI, Enrique Téllez Kuenzler, reconoció que con esta pausa en el desarrollo inmobiliario se causó una pérdida importante de inversión en el primer semestre del año.

Desde su toma de protesta como presidente de la Asociación en el marco de la XVII edición de la Expo Desarrollo Inmobiliario: The Real Estate Show 2019, Téllez recordó los grandes números de inversión que los socios aportaron el sexenio pasado: 36 mil millones de dólares, lo que representó el 70% del desarrollo inmobiliario del país y el 85% de la CDMX.

Incluso, en su discurso reiteró el compromiso de los socios para cumplir con los reglamentos y leyes de desarrollo urbano de cada entidad, porque el código de ética de la Asociación así lo demanda.

“Recordemos que nuestro compromiso con México es a largo plazo y que, como gremio, somos un motor fundamental para el desarrollo presente y futuro del país. No nos achicamos ante la responsabilidad que eso significa”, declaró desde aquel momento Téllez.

 

 

Real Estate,Real Estate Market & Lifestyle,Real Estate México,Smart Cities,Impacto económico de la parálisis inmobiliaria en la CDMX, Torre residencial Enquentro. Torre residencial Enquentro.

 

Señales esperanzadoras

Como en la CDMX la participación de la obra privada (inversión de particulares) es mayoritariamente importante respecto a la obra pública (inversión gubernamental), es relevante que autoridades locales y desarrolladores puedan lograr un rápido entendimiento para destrabar al sector y se reactive la inversión en proyectos inmobiliarios.

Se requiere que se definan las reglas, y que sean claras lo antes posible, porque se han perdido muchos meses y el empleo de la ciudad ya lo resintió; además, también se han tenido repercusiones sobre la oferta y demanda de propiedades, sobre todo en sus precios.

La ADI hizo pública su previsión de que entre agosto y septiembre se alcancen los acuerdos entre el sector inmobiliario y el gobierno de la CDMX, para reactivar la edificación de algunos de los grandes proyectos inmobiliarios que están frenados. Asimismo, que también se estarían iniciando, para esas fechas, los procesos para nuevos desarrollos.

La Asociación ha manifestado en diversas ocasiones el estar dispuesta a colaborar y adaptarse a las nuevas disposiciones del gobierno de la ciudad bajo el marco legal. Como ejemplo, se ajustaron al denominado Bando 2 cuando el actual Presidente de la República fue jefe de gobierno, y se trabajó con él obteniendo grandes resultados para la misma ciudad.

Por ahora, los dos primeros pasos que se observan para una potencial reactivación del sector en la ciudad han sido:

Primero, el acuerdo firmado entre la ADI y el alcalde de la Miguel Hidalgo, Víctor Hugo Romo, desde finales de junio, para que en conjunto inviertan alrededor de 200 millones de pesos en la regeneración de espacios públicos a través del plan Tacuba Vive.

 

Real Estate,Real Estate Market & Lifestyle,Real Estate México,Smart Cities,Impacto económico de la parálisis inmobiliaria en la CDMX, Impera Reforma. Impera Reforma.

 

“Este proyecto está enfocado a apoyar a las colonias de menores ingresos y más necesitadas de la alcaldía. Este convenio busca que cada desarrollo de la ADI adopte una zona, ya sea en la Tacuba, Tacubaya para apoyar en su regeneración urbana”, explicó Enrique Téllez durante la firma de dicho acuerdo.

Segundo, que a mediados de julio, el gobierno de la ciudad informó que se busca que nueve zonas de la CDMX se conviertan en nuevos corredores inmobiliarios. Se trata de zonas que ya cuentan con infraestructura pública como drenaje, agua y vialidades, y que poseen el potencial de construcción de acuerdo con los usos de suelo y han sido poco explotados, de acuerdo con declaraciones del consejero jurídico de la capital, Héctor Villegas.

La misma jefa de gobierno de la ciudad, Claudia Sheinbaum Pardo, informó que se tienen contemplados en:

 

  1. Centro Histórico
  2. Reforma norte
  3. Eje Central
  4. Tlalpan
  5. Vallejo
  6. Atlampa
  7. Zona Rosa
  8. Tacubaya
  9. San Cosme

 

Es claro que las autoridades capitalinas buscarán que los desarrolladores apuesten por proyectos en dichas ubicaciones.

Sin embargo, estas son apenas las primeras señales de que se puede destrabar la inversión inmobiliaria de la capital del país, ahora hay que esperar a que se pueden materializar. Mientras tanto, el PIB de la capital verá los efectos adversos en un crecimiento nulo e incluso contracción del mismo.

Cifras del INEGI indican que el PIB de la CDMX creció 0.7% en el cuarto trimestre de 2018 respecto al tercer trimestre del mismo año. Mientras que en términos anuales, creció 3.6% considerando cifras desestacionalizadas. Sin embargo, en el primer trimestre de 2019, presentó un gran ajuste con un crecimiento mínimo.

 

Real Estate,Real Estate Market & Lifestyle,Real Estate México,Smart Cities,Impacto económico de la parálisis inmobiliaria en la CDMX, The Summit Santa Fe. The Summit Santa Fe.

 


Texto Ricardo Vázquez

Foto: inmobiliare / FREL / inmuebles 24 / itwt / frel /