Al cierre del primer trimestre, se registró en este sector, 1.1 millones de metros cuadrados, de espacios de oficinas en construcción, señaló la plataforma Solili.mx.

2 No me gusta0

El mercado de oficinas en la Ciudad de México llega al periodo de crisis económica por el Covid-19 con una serie de factores que están impactando en su desempeño, como la sobre oferta que se observa en algunos submercados, la falta de permisos de construcción que se aplicó desde el año pasado y la fuerte desaceleración económica que se ha agravado con la pandemia.

De acuerdo el reporte trimestral enero-marzo de la plataforma Solili.mx sobre el mercado corporativo de la Ciudad de México, “la actividad de construcción de oficinas en la capital mantuvo el ritmo que traía desde el último trimestre del 2019, aunque reflejó una importante contracción de más del 30% con respecto al mismo trimestre del año precedente”.

Al cierre del primer trimestre (1T20), registró 1.1 millones de metros cuadrados (m2), de espacios de oficinas en construcción, a diferencia del mismo periodo del año previo cuando fueron 1.6 millones de m2.

Destacó que entre enero y marzo el inicio de edificaciones es de menor tamaño en comparación de periodos anteriores, a excepción del corredor Reforma donde se sitúan el 15% de la actividad de construcción con proyectos de grandes dimensiones. Lo anterior responde a la cautela de los desarrolladores que seguramente esperarán a una mayor estabilización de la economía y del mercado.

Otra tendencia que se observa en el periodo es la ocupación de edificaciones Clase B por parte de empresas que ofrecen el servicio de coworking, lo que incide en el incremento de la absorción en estas edificaciones en algunos corredores. 

Solili destacó también como nuevo fenómeno de interés el ingreso de nuevos desarrolladores al segmento de oficinas, que anteriormente se desempeñaron en el mercado residencial multifamiliar y perciben ventajas en la diversificación de sus portafolios, ampliando así el espectro de la competencia.