Las ciudades texanas de McAllen y Laredo son las mayores apuestas de la aerolínea a corto plazo, con una recuperación hacia el verano.

1 No me gusta0

Aeromar busca aprovechar la demanda de mexicanos que viajan a Estados Unidos para vacunarse contra el covid, para lo que destina un 25% de su capacidad actual a los vuelos fronterizos.

Un enfoque en ciudades como McAllen y Laredo, en Texas, es una de las mayores apuestas de la aerolínea a corto plazo, mientras espera recuperar los niveles previos a la pandemia hacia la segunda mitad del año.  

Danilo Correa, director general de Aeromar, dijo que les espera una temporada alta “con el 100% de nuestra capacidad de vuelta al mercado, eso gracias a la fuerza que han tenido los mercados de playa, pero también mucho al tema transfronterizo con Estados Unidos”.

Parte de esta demanda comenzó a verse reflejada en el número de pasajeros transportados durante el primer trimestre del año, pues el tráfico internacional creció un 75% respecto a 2019.

Y durante marzo se duplicó en comparación con el mismo periodo de hace dos años, lo que contrasta con el segmento nacional, que se mantiene a menos de la mitad de lo atendido en el periodo.

Además, Aeromar sumaría dos aviones a su flota de diez equipos para octubre, y no descarta cerrar el año con 14, lo que aumentaría un 40% su capacidad contra la flota operada antes de la pandemia.

En cuanto a pasajeros, la aerolínea busca cerrar la temporada de verano en niveles de hasta 10% por encima del 2019, de acuerdo con una publicación de Expansión.

“En enero y febrero los ingresos se quedaron muy abajo contra el año pasado, pero de marzo a diciembre estimamos que pudiéramos crecer en alrededor de 25% incluso sobre el 2019”, comentó Correa.

Añadió que existe un alto potencial para el segmento regional: La oportunidad es muy grande. Podemos operar rutas que no van a ser rentables para aerolíneas de gran tamaño.