José Luis Ábalos Meco, ministro de Fomento de España, dejó al secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú el interés español por participar –de ser posible– en todas las fases del proyecto del Tren Maya.

Mediante un comunicado, Fomento informó que tras su reunión con Espriú, se buscará afianzar la presencia de empresas españolas en los grandes proyectos de infraestructuras del nuevo Gobierno de México.

Las obras con las que al gobierno español le gustaría colaborar son el Tren Maya, el plan de desarrollo del Istmo de Tehuantepec –donde la actual administración quiere modernizas el ferrocarril y unir dos puertos comerciales–, y finalmente, destaca el Programa de Infraestructuras de Carretera para obras de mantenimiento, terminar obras inconclusas y cumplir un programa de las carreteras de Oaxaca.

Ábalos llegó a México el 4 de febrero para, además de reunirse con su homólogo mexicano Jiménez Espriú, entablar un diálogo con la Autoridad Federal de Desarrollo de las Zonas Económicas Especiales de México y, después, con Alejandro Murat, gobernador de Oaxaca.

El día de hoy, tendrá un encuentro con empresarios españoles en la Cámara de Comercio Española en Ciudad de México.