|  

Famoso por su arquitectura y su exclusiva plaza, el centro ha sido un destino atractivo para los amantes del diseño y turistas.

8 No me gusta0

 

50 Rockefeller Plaza es uno de los baluartes más atractivos de la zona, entre muchas cosas, por su azotea recién inaugurada. Sin embargo, es en la planta baja del edificio donde la firma Studio Mellone –con sede de Nueva York– reveló los nuevos interiores del vestíbulo.

Suntuoso, elegante y bien equipado, el espacio renovado se parece más a un hotel o residencial de lujo que a un edificio de oficinas.

Según los directivos de la firma especializada en diseños de interiores, es Tishman Speyer, desarrollador ahora dueño del Rockefeller Center, que ha estado haciendo un movimiento para dar a los vestíbulos de los edificios una sensación de hospitalidad y convertirlos en espacios “donde la gente quiera estar y disfrutar”.

Andre Mellone, director y fundador de su estudio homónimo, explicó: “Esta renovación es parte de un proyecto más amplio para modernizar el Rockefeller Center y hacerlo más para los neoyorquinos, no solo un destino turístico”.

Construido originalmente en 1938, 50 Rockefeller Plaza fue una vez la sede de la agencia Associated Press.

Cabe destacar que si bien varios de los aspectos del Rockefeller Center están bajo la protección de un hito histórico, este vestíbulo no lo estaba, lo que le permitió a Mellon emprender una renovación completa del espacio.

Al respecto, Studio Mellone señaló: “Este vestíbulo en realidad había sido renovado en algún momento de la década de los 70 (antes de que los monumentos entraran en vigor), pero era una de las pocas áreas en los principales edificios de Rockefeller que realmente podíamos tocar”.

Para amueblar, Mellone recurrió a Green River Project para diseñar los muebles y Apparatus para la iluminación.

El Studio rediseñó el espacio por completo, reemplazando el techo cóncavo y el piso de piedra de tablero de ajedrez existente con un terraza negro austero entrecruzado con detalles de latón.

 50 Rockefeller Plaza, uno de los baluartes más atractivos de la zona.