Estos inmuebles traen beneficios económicos a las zonas donde se erigen, pues mejoran su plusvalía y su habitabilidad.

5 No me gusta0

De acuerdo con un reporte, en lo que va del 2020 hay 970 proyectos registrados en México que buscan certificarse en alguno de los cuatro niveles de LEED (Liderazgo en Energía y Diseño Ambiental, por sus siglas en inglés). Y hasta ahora han sido 436 desarrollos que han logrado la certificación, 66 más que en febrero del 2019.  

Especialistas indican que aunque la arquitectura sustentable no es algo nuevo, la contingencia derivada del COVID-19 ha obligado a repensar cuál es el futuro que traerá para las próximas generaciones. “Este es quizá el mejor momento para reflexionar cómo se puede obtener un impacto ecológico positivo dentro del mercado inmobiliario”.

Asimismo, cada vez más desarrolladores están aplicando en sus proyectos, en varias ciudades del país, esta arquitectura, que entre varios de sus aspectos positivos, fomenta la eficiencia energética y que las edificaciones no generen un gasto innecesario de energía y aprovechen los recursos existentes en su entorno para funcionar correctamente.

En este sentido, la firma Lamudi ha detectado que muchos desarrolladores inmobiliarios se están apoyando en la Certificación LEED para lograr correctamente sus objetivos en cuanto a sustentabilidad. Añade que en 2019 México se ubicó en el octavo lugar de la lista anual de los 10 Países y Regiones con Más Certificaciones LEED, sin incluir a Estados Unidos.

Daniel Narváez, director de Mercadotecnia de Lamudi, refiere en un comunicado que “además de tener el propósito de no generar contaminantes y aprovechar el entorno para ser cada vez más eficientes, los inmuebles sustentables traen beneficios económicos a las zonas donde se erigen, ya que mejoran su plusvalía y mejoran en un gran porcentaje su habitabilidad”.