De cara a una tercera ola de contagios prevista por expertos, y probable a que se presente en los próximos diez días, México espera la llegada de siete millones de turistas en la temporada vacacional de Semana Santa.

0 No me gusta0

A poco más de un año de iniciada la Jornada de Sana Distancia que lanzaron las autoridades sanitarias con la finalidad de hacer frente a la crisis del nuevo Coronavirus, al cierre del 25 de marzo de 2021 se contabilizan 2 millones 219 mil 845 casos confirmados acumulados, y 200 mil 962 decesos.

Especialistas como el doctor Jorge Baruch Díaz Ramírez, responsable de la Clínica de Atención Preventiva del Viajero, de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México, sobre una tercera ola considerada como previsible e inminente, señaló que lo que puede controlarse es su intensidad, mediante la puesta en marcha de lo aprendido (lo bueno y lo malo) en las dos olas anteriores.

Entre los principales errores, señala el especialista, está la estrategia de comunicación “deficiente” por parte de las autoridades federales hacia la población y los viajeros. Es en este sentido que él recuerda que uno de los llamados más importantes es el quedarse en casa, recordando que la transmisión es comunitaria.

Del otro lado está el inicio del periodo vacacional de Semana Santa que, según autoridades de la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio, Servicios y Turismo (Concanaco-Servytur) serán dos semanas clave para la reactivación económica del sector turístico esperando, se genere, una derrama de 25 mil 500 millones de pesos.

Cabe destacar que en 2020 se registró una parálisis en el sector terciario en este mismo periodo. Siendo 2019 el último año donde se registraron ingresos totales de más de 50 mil millones de pesos con el flujo de casi 14 millones de turistas.

Para esta temporada, se estima que será el turismo doméstico el que se encargará de reactivar a la industria, con 5 mil millones de mexicanos cuya “confianza por viajar va en aumento al tenerse un descenso de casos en los últimos días”; además de que ya ninguna entidad federativa se encuentra en rojo dentro del semáforo epidemiológico. Respecto a los turistas extranjeros, se espera el arribo de 1 millón 67 mil.

José Manuel López Campos, presidente de la Concanaco-Servytur, señaló sobre la actual situación del Covid-19 en México, que es importante que los turistas nacionales e internacionales actúen con responsabilidad y atendiendo a las recomendaciones de las autoridades sanitarias para evitar más casos de contagio.

El Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México, desde las primeras horas del jueves 26 de marzo, empezó a registrar un alto número de viajeros, quienes no podían respetar la sana distancia debido a la gran afluencia. El AICM reportó que para ese día se programaron 654 operaciones aéreas.

En atención a lo anterior, el AICM anunció que reforzará las medidas de prevención sanitaria para contribuir a mitigar la propagación del Covid-19, intensificando la sanitización, filtros de acceso y tomas de temperatura, repartiendo gel antibacterial en salas de última espera y áreas públicas, por mencionar algunas.

 

En días anteriores, la Secretaría de Turismo (Sectur), presidida por Miguel Torruco Marqués, informó que se espera una ocupación hotelera promedio de 58%, llegando a 65% en los destinos más populares del país. Estimando, así, la llegada de casi 5.7 millones de personas.

De acuerdo con el portal Hosteltur, en los destinos de playa prevén una ocupación de: Mazatlán 66.2%; Puerto Vallarta 65.3%; Cancún 62.8%; Los Cabos 61.1%; Veracruz 47.9; y Acapulco 47.6%. En cuanto a los de ciudad: Oaxaca 48.6%; Guanajuato 35.4%; León 32.9%; Pachuca 32% y Ciudad de México 28.9 por ciento.

Playas abiertas al público:

En Sinaloa, la ciudad de Mazatlán recibirá turistas en las playas Zona Dorada, Cerritos, Isla Venados, Playamar, Playa Norte, Los Pinos, Olas Altas, Isla de los Chivos e Isla de la Piedra. Por otro lado, la ciudad de Guasave abrirá Las Glorias; en Los Mochis, El Malviri.

En Chiapas, las playas estarás abiertas con el cumplimiento del protocolo sanitario propuesto por las autoridades estatales, que incluyen Ley Seca en establecimientos dentro de las áreas de playa y balnearios.

En Baja California Sur, se estableció que las playas tendrán un aforo limitado al 50% y bajo un horario de 7 de la mañana a 7 de la noche del 27 de marzo al 11 de abril. Lo mismo para la zona de Los Cabos, Loreto y Todos los Santos.

Sonora permitirá una capacidad máxima de 50% en un horario de 6 a 6; cero venta de alcohol y sin eventos masivos u otras actividades sociales que aglomeren a más de diez personas.

En Jalisco las playas operarán en horarios restringidos de 5 de la mañana a 5 de la tarde. El aforo máximo de la zona hotelera se mantendrá en 66 por ciento.

Nayarit permitirá un aforo de 50% en playas en un horario de 5 de la maña a 6 de la tarde; mismos horarios en albercas de los complejos hoteleros.

Acapulco implementará filtros sanitarios en los accesos a sus playas, aunque no se sabe en qué cantidad se mantendrá abierto en el próximo periodo vacacional.

En cuanto a Quintana Roo que esperaba pasar esta semana a color verde del semáforo epidemiológico, explicó el gobernador del estado, Carlos Joaquín, “el relajamiento en los últimos días ha generado un incremento de contagios” por lo que permanecerán en amarillo. En este sentido, en Cancún inició un operativo vacacional por llegada de turistas, de los que se esperan 635 mil.

Sobre la Ciudad de México, la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, anunció que la capital pasará la Semana Santa en semáforo naranja “sin bajar la guardia”.