|  

Estos lugares han llamado la atención de los inversionistas, nacionales y extranjeros, por su potencial turístico.

263 No me gusta5

El estado de Jalisco se caracteriza por tener una diversidad natural sin igual, donde se encuentran playas populares, como las de Puerto Vallarta; sin embargo, también existen espacios más alejados, ideales para descansar de la ciudad. Algunas de ellas son:

1.-Chalacatepec. Playa de aguas cristalinas con acceso público, ubicada a 25 minutos de Tomatlán sobre el corredor turístico de Costalegre; se puede llegar a ella tomando la carretera de Barra de Navidad-Puerto Vallarta. Aquí se puede tener un mayor contacto con la naturaleza debido a la riqueza de la fauna que ahí se encuentra y la gran cantidad de manglares del lugar. Por si fuera poco, cuenta con arena suave que contrasta con la claridad del mar y el azul del cielo, generando una percepción visual agradable en el horizonte de la playa, que también alberga en sus orillas un naufragio atribuido a piratas por sus habitantes. Si bien actualmente no existen construcciones o servicios disponibles en la zona, es importante destacar la existencia de un campamento tortuguero, al ser un lugar ideal para la reproducción de la tortuga marina, en donde suelen sumarse voluntarios para la protección y liberación de dichos reptiles.

2.-Cuastecomates. Localizada en el municipio de Cihuatlán, esta hermosa playa se encuentra en una bahía protegida, que proporciona un oleaje suave, ideal para la práctica de deportes acuáticos. Además, se destaca por ser una de las primeras playas incluyentes en México y en el mundo, al contar con una importante infraestructura y capacitación para la atención adecuada a adultos mayores y gente discapacitada.

3.-Punta Serena. Aunque es poco conocida en Jalisco, se ubicada en la Bahía de Tenacatita: esta peculiar playa se característica por ofrecer un contacto con el entorno al natural. Con una excelente vista al océano pacífico. Cuenta con un conjunto de servicios como temazcales, bares, spas y cenas románticas que conforman una experiencia única para parejas mayores de 21 años, que también podrán observar una gran vegetación conformada por palmeras, árboles de papaya y platanales, arropados por una espectacular puesta de sol.

4.-Quimixto. En Cabo Corrientes, entre Las Ánimas y Majahuitas, se encuentra la playa de Quimixto, otro litoral que combina un poco de selva y mar, que no solo facilita a los visitantes viajes en lancha o practicar esnórquel en sus aguas cristalinas, sino también ofrece la experiencia de nadar en su popular cascada adentrada en un ambiente selvático.

5.-Bahía de Chamela. Destacada por ser la que más islas contienen en su interior en México, con un total de 11, a lo largo de 13 kilómetros de costa que son espacio para una gran cantidad de aves marinas, tortugas, pepinos de mar, mantarrayas y peces globos que son visibles en la práctica del buceo a lo largo de las playas con un nivel de agua bajo que delimitan con Punta Pérula.