La familia de José Antonio Coderch ha donado al Museo Reino Sofía un importante archivo en Madrid. El arquitecto catalán revolucionó la arquitectura española de entonces con sus construcciones modernas, alejadas de los cánones del régimen franquista.

A su vez, el museo se introduce a la tendencia que iniciaron otros museos de arte contemporáneo, como el MoMA de Nueva York o el Pompidou de París. Dichos museos contaban ya con departamentos propios del mundo de la arquitectura, por lo que el Reina Sofía tiene como propósito ampliar sus fondos, tanto de movimientos arquitectónicos, como de profesionales particulares que marcaron el arte de la construcción.

De acuerdo con Archdaily, el archivo está formado por 9,800 documentos, clasificados en 875 carpetas —fechados entre 1941 y 1978— en cual incluye planos y croquis de sus proyectos arquitectónicos; diseños, fotografías y clichés de sus obras y fotografías; correspondencia profesional; facturas y recibos de cada proyecto, además de revistas, libros, publicaciones y maquetas; retratos del arquitecto, algunos de sus innumerables premios y objetos profesionales.

Coderch fue autor de las casas unifamiliares como la Casa Ugalde, la casa del pintor Antoni Tàpies, y la Casa Estrecanales, situada en el privilegiado barrio madrileño de la Moraleja; de bloques de viviendas, como el edificio Girasol de Madrid, el edificio de la calle Juan Sebastian Bach y el edificio Cocheras, los dos en Barcelona.