La construcción del grupo de arquitectura con sede en Nueva York, es una nueva y sorprendente torre de oficinas de 42 pisos en forma de bisturí.

0 No me gusta0

El estudio de arquitectura Kohn Pedersen Fox ha completado el rascacielos 52 Lime Street, mejor conocido como ‘The Scapel’, en el corazón de la ciudad de Londres.

La construcción es una nueva y sorprendente torre de oficinas de 42 pisos en forma de bisturí, cuya estructura está reforzada por vidrio parcialmente reflectante y líneas de pliegue metálico brillante.

Para diseñarla, el grupo de arquitectura con sede en Nueva York prestó especial atención a las vistas distantes y locales, por lo que, mientras la torre se aleja de Leadenhall, se hace visible detrás de la cúpula de la Catedral de San Pablo cuando se avista desde el oeste en Fleet Street; además, la línea del techo cae hacia el sur en reconocimiento de la composición general de la ciudad.

“En KPF, nuestra aspiración desde los primeros días era encontrar una manera para que los edificios altos crearan una interacción más social con las ciudades que habitan; necesitan poder responder y hacer un gesto a su contexto”, explicó William Pedersen, cofundador de la firma.

El edificio 52 Lime Street está revestido casi por completo en vidrio de alto rendimiento, con un ascensor y escaleras colocados en la fachada sur para sombrear los espacios interiores. Por si fuera poco, la torre de oficinas fue recientemente galardonada con una calificación de sostenibilidad BREEAM de excelencia.

Internamente, los pisos van disminuyendo en tamaño conforme se va llegado al punto más alto.

‘The Scapel’ será el último rascacielos que se construirá en el nuevo distrito urbano de la ciudad de Londres que también incluye el edificio Leadenhall de RSH + P; el 30 St Axe de Foster + Partners; y el 70 St Mary Axe de Foggo Associates.