La obra de 246 metros de altura y la Torre Costanera, Chile, son los únicos inmuebles de Latinoamérica que integran el listado del CTBUH.

275 No me gusta28

 La Torre Reforma es uno de Los 50 rascacielos más influyentes del mundo en los últimos 50 años, de acuerdo con el Council on Tall Buildings and Urban Habitat (CTBUH), organismo internacional especializado en edificaciones altas y diseño urbano, que considera criterios como iconicidad, conciencia ambiental e innovación estructural.

La obra de 246 metros de altura, del arquitecto Benjamín Romano y del despacho LBR & Arquitectos, y Torre Costanera (300 metros de altura) ubicada en Santiago de Chile, Chile, son los únicos inmuebles de Latinoamérica que integran el listado. Éste fue seleccionado por un jurado internacional de expertos en edificaciones de gran altura.

 

La adecuada planeación de los flujos en el edificio –de personas, vehículos, cargas, agua, electricidad, voz y datos, entre otros-, permitió lograr una reducción del 25.4 por ciento en el consumo de energía, una reducción del 30 por ciento en el consumo de agua potable y en el presupuesto para la construcción del edificio, así como cero drenajes hacia la ciudad.

Al respecto, el arquitecto Romano dijo que al final “conseguimos una integración ideal de todos los flujos, el confort humano y el contexto urbano”. Dicha distinción se suma a la que el edificio mexicano recibió  en noviembre del año pasado como El Mejor Rascacielos del mundo por parte del International Highrise Award 2018 y el primer lugar en los Premios al Edificio Inteligente y Sustentable 2018 en la categoría de Edificio Corporativo por la Asociación Mexicana del Edificio Inteligente y Sustentable AC.