El despacho MAD Architects inició la construcción de un parque flotante, sobre un patio tradicional siheyuan que data de 1725, en Beijing. La propuesta de MAD contempla un nuevo edificio insertado para proteger los alrededores y revitalizar los edificios existentes en uso.

El patio estará rodeado por un “techo flotante dinámico” en méltiples capas, donde coexisten lo antiguo y lo nuevo. La nueva incorporación adopta una postura baja y suave, creando un colorido patio de recreo para deportes y actividades al aire libre; mientras que el lado suroeste presenta una superficie ondulada de colinas y llanuras, formando un paisaje lúdico de terrenos altos y bajos.

Debajo del techo, el interior del jardín cuenta con espacios de enseñanza de concepto abierto, una biblioteca, un pequeño teatro y un gimnasio. La naturaleza abierta del espacio se presta a “un ambiente libre e inclusivo” para 400 niños.

Según con Archdaily, el posicionamiento de aprendizaje, que se abre hacia edificios históricos, ofrece vistas alternas de lo antiguo y lo nuevo en todo el esquema, lo que permite a los niños profundizar su compresión del tiempo y la dimensión. El plan se encuentra en construcción, estimando su inauguración en otoño del 2019.