Durante los próximos tres años, la experiencia del cliente, inversión, los pagos y depósitos serán otras áreas impactadas en México.

2 No me gusta1

En México, las áreas del sector financiero que serán las más impactadas por fintech durante los próximos tres años son los préstamos y el financiamiento (53%), la experiencia del cliente (49%), los pagos (48%), la inversión (asset & wealth management, 27%) y los depósitos (22%). 

En el mismo tiempo, el sector financiero adoptará tecnologías emergentes como Inteligencia Artificial (46%), Data & Analytics (41%), Blockchain (34%) e interfases de programación de aplicaciones o API (31%), principalmente. 

Además, la Alta Dirección del sector considera que la experiencia del cliente (49%), el uso de tecnología fintech (46%) y los nuevos modelos de negocio (41%) son los principales disruptores de esta industria, por lo que sería esencial considerar una remodelación de la arquitectura empresarial y procesos de las empresas. 

De acuerdo con el estudio ‘Desarrollo fintech en México. Un ecosistema para acelerar la transformación’, de KPMG en México, el panorama del sector cambió por completo, ya que el Covid-19 implicó retos complejos y riesgos desconocidos que se hicieron visibles.

Para Maricarmen García, socia de Asesoría en Administración de Riesgos Financieros de KPMG en México, las instituciones financieras tienen claro el papel protagónico que las fintech tienen en el futuro de esta industria, respecto a su capacidad de resolver problemas urgentes y complejos mediante soluciones reales y concretas.

El sector financiero las reconoce cada vez más como aliadas estratégicas con las que, a través de la colaboración, podrán competir con nuevas compañías, especialmente los gigantes tecnológicos (BigTech), que con cada iteración amplían su portafolio de servicios financieros, señaló la consultora en un comunicado.

 

¿Existe alguna fintech que pueda competir con los servicios de las instituciones financieras tradicionales?:

-Un 46% de la Alta Dirección considera que sí existe una fintech, y ya está funcionando

-26% opina que, por el momento, no pueden considerarse competidores

-17% afirma que sí hay una fintech planeada a corto plazo que les podría competir

-11% no considera que este tipo de compañías sean competencia ahora ni en el futuro

 

La organización cuenta con una estrategia para responder a la realidad fintech:

-65% tiene una estrategia de desarrollo

-20% no está seguro

 -15% no cuenta con una

 

Sobre las relaciones comerciales con alguna fintech:

-52% está en fases de experimentación por medio de una prueba de concepto

-28% no ha encontrado una empresa fintech que cubra sus necesidades

-11% no incluye estas iniciativas en su estrategia actual

-9% no ha logrado el aval de las áreas de control interno

 

Los desafíos de las empresas que han integrado los servicios de una fintech son:

-50%, requisitos que imponen los equipos de control interno (50%)

-38%, obstáculos tecnológicos

-25%, cultura organizacional

-23%, asignación de prioridades en el portafolio de iniciativas (23%)

 

En respuesta a tales obstáculos:

-59% cuenta con un equipo dedicado a fintech o innovación

-37% incluso cuenta con un fondo dedicado a invertir en este tipo de empresas

 

 

En relación con la inversión o planes de inversión en una start-up fintech u otras empresas:

-37% ya invierte en empresas fintech

-33% no invierte actualmente

-30% planea invertir.