Según analistas políticos, esta situación creará una crisis institucional inédita en una elección para Estados Unidos.

1 No me gusta0

Según el diario The Washington Post, la Casa Blanca pidió a diversas agencias federales continuar con la preparación del presupuesto del gobierno para el próximo año fiscal en febrero, aunque el mandato de Trump finalizaría el 20 de enero.

‘’Nada en mi memoria ni en mi conocimiento de las instituciones de Estados Unidos se asemeja a este comportamiento‘’, señala Lynn Ross, catedrática de política pública en la Universidad de Georgetown, en Washington, quien trabajó en la Oficina Ejecutiva del presidente y la Oficina de Administración y Presupuesto americana.

‘’Hasta que presenten o proporcionen algún tipo de evidencia creíble que demuestre que hubo un problema con esta elección (…) sigue siendo solo una especie de conjetura y una alteración que el presidente actual impone en nuestro sistema‘’, argumenta Ross.

Aunado a lo anterior, varias figuras republicanas siguen la negativa de Trump de reconocer a Biden como presidente electo, como el senador Mitch McConnell, quien justificó que Trump acuda a la justicia por los resultados de la elección.

Expertos advierten que el actual escenario incrementa el riesgo de una disputa inédita por el traspaso del mando en Estados Unidos.

‘’¿A dónde llevará esto? Nadie sabe. En última instancia, dependerá de que (los) republicanos presionen (a Trump) para que se haga a un lado. De lo contrario, puede crear una crisis constitucional‘’, afirma Joshua Sandman, otro catedrático de la Universidad de New Haven experto en temas presidenciales en Estados Unidos.