Los municipios garantizarán la provisión de servicios públicos en los polígonos, incluso darían descuentos a adeudos de impuestos, y de servicios a las viviendas que pertenezcan al Infonavit.

1 No me gusta0

En los municipios de General Zuazua y Juárez, en Nuevo León, y Matamoros, en Tamaulipas, se llevarán a cabo obras de regeneración socio-espacial en polígonos donde exista concentración de vivienda recuperada, lo que mitigará los factores que propiciaron el rezago urbano y social de dichas zonas. Para ello, la Secretaría de Desarrollo Agrario Territorial y Urbano (Sedatu) y el Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los Trabajadores (Infonavit) firmaron convenios de colaboración con los entes gubernamentales de las zonas.

Román Meyer Falcón, titular de la Sedatu, reiteró la importancia de que los municipios generen o actualicen sus Programas Municipales de Desarrollo Urbano, para definir las zonas idóneas para construir vivienda y garantizar que las familias no se vean obligadas a dejarlas por falta de acceso a servicios o por estar ubicadas en zonas inhabitables.

Por su parte, Carlos Martínez Velázquez, director general del Infonavit, resaltó en un comunicado que no se busca solo recuperar las viviendas para que se puedan comercializar después y puedan ser de acceso a quienes menos tienen y más lo necesitan; “sino que parte muy relevante es generar un mejor entorno urbano para que los inmuebles se conviertan en un verdadero patrimonio para las familias”.

En estos polígonos se dará atención a la infraestructura urbana, servicios públicos básicos y de equipamiento, se fomentará el uso de suelo mixto y se fortalecerá la identidad y el sentido de pertenencia de las comunidades, lo que generará bienestar y seguridad a la población, y aumentará la plusvalía de los inmuebles. En este sentido, la Sedatu convino asistir técnicamente al municipio en la elaboración o actualización del plan municipal de desarrollo urbano.

En tanto, el Infonavit desarrollará un diagnóstico y ‘Plan Maestro Participativo’ de los polígonos a intervenir y se compromete con la rehabilitación, conservación, mejoramiento y comercialización de las viviendas recuperadas. Por su parte, los municipios convinieron garantizar la provisión de servicios públicos en los polígonos y determinar, en caso de ser procedente, descuentos a adeudos de impuestos y derechos de naturaleza municipal; así como de servicios a cargo de las viviendas que pertenezcan al Infonavit.

Asimismo, prestarán facilidades administrativas para la rectificación catastral, procesos de escrituración y gestiones en el Registro Público de la Propiedad y demás trámites necesarios para asegurar la certeza jurídica de la propiedad y regularizar la tenencia de las viviendas. Y facilitarán la revisión y emisión de licencias y permisos para la realización de obras de infraestructura o equipamiento.