Los esfuerzos de Oxford presentaron unos días de atraso por una sola reacción, la cual ocurrió en un universo de 18 mil pacientes.

1 No me gusta0

Tras una pausa de días, la Universidad de Oxford informó hace horas que retomará los ensayos clínicos de su modelo de vacuna contra el COVID-19, tras una interrupción debido a que un voluntario en Reino Unido presentara una reacción adversa.

La universidad, a través de un comunicado, informó que las pruebas de la vacuna, denominada ChAdOx1 nCoV-19, se reanudarán en ese país después de una pausa que se anunció el día 6 como medida precautoria. 

El antídoto, considerado como uno de las más avanzados a nivel mundial, está en fases finales de ensayos antes de recibir la autorización de la Organización Mundial de la Salud y otros organismos para iniciar un plan de inmunización a gran escala mundial.

Avances sólidos

Como se recordará, en las últimas semanas de agosto, la Unión Europea cerró con la farmacéutica británica AstraZeneca un primer contrato que garantizaba acceso a 300 millones de dosis, pero la suspensión provocó preocupación en Europa y el mundo.

En el comunicado, Oxford indicó que a nivel mundial, cerca de 18,000 personas han recibido esta vacuna en estudio como parte de los ensayos clínicos y que en pruebas tan amplias es posible que algún participante pueda sentirse mal.

Para el caso de México y Argentina, conjuntamente con la Fundación Slim, que lidera el Ingeniero Carlos Slim Helú, hay un acuerdo para fabricar la vacuna en los dos países con un precio que no superará los cuatro dólares por dosis, aunque en México será gratis.

Finalmente, la vacuna rusa Sputnik, que fue la primera en registrarse a nivel mundial el 11 de agosto, será enviada a México, en un lote de 32 millones de dosis, según informó Reuters. Las dosis serán enviadas a la farmacéutica 'Landsteiner Scientific'.