B&B Italia, Cappellini, Cassina, Flexform, Giorgetti, Molteni Group, Poltrona Frau, Bisazza y Boffi, solicitaron la reapertura de sus tiendas y fábricas a partir del 14 de abril.

1 No me gusta0

Nueve marcas líderes en diseño han firmado un manifiesto para solicitar al gobierno de Italia permitirles reanudar la producción luego de las fiestas de Semana Santa, dejando en claro su preocupación de que “podría tomar hasta 30 años” lograr que el sector se recupere del impacto del Coronavirus.

A través de un documento, marcas como B&B Italia, Cappellini, Cassina, Flexform, Giorgetti, Molteni Group, Poltrona Frau, Bisazza y Boffi, solicitaron la reapertura de sus tiendas el 14 de abril para evitar “una catástrofe industrial y económica que destruiría miles de empresas, lo que significa la pérdida de cientos de miles de empleos”. De igual forma, las marcas han pedido a los propietarios de salas de exposición y oficinas en todo el mundo que reduzcan la renta a la mitad para ayudar a los flujos de efectivo de las empresas.

Las compañías propusieron llegar a un acuerdo que reduciría el costo de la renta en un 50% de abril a diciembre de 2020. La solicitud se envió de inmediato a todos los propietarios de propiedades alquiladas en todo el mundo y hoy constituye una herramienta importante y una base efectiva para discusión. Finalmente, en el manifiesto hace predicciones sobre el impacto negativo que el COVID-19 y el bloqueo a los impuestos en Italia podrían tener en el sector del mobiliario.

"El sector del mueble y el diseño constituye uno de los tres sectores estratégicos de la producción italiana", afirma el documento. "Con la fortaleza de sus 20 mil empresas activas y 130 mil empleados, el sector genera 23 mil millones en facturación con un nivel de exportación que supera el 60 por ciento”.

Según el manifiesto, la industria más amplia de la madera y el mueble en Italia consta de 75 mil empresas que emplean a 315 mil personas, y tiene una facturación anual de 43 mil millones de euros. Finalmente, el primer ministro italiano, Giuseppe Conte, anunció que el bloqueo podría extenderse hasta el próximo 3 de mayo.