El crédito de liquidez en México, aunque representa aproximadamente 2.6% del componente hipotecario, es un financiamiento a través del cual se pueden obtener recursos para diversos proyectos familiares.

Los sueños en familia para realizar un viaje, iniciar una empresa, pagar las colegiaturas escolares o sufragar una carrera universitaria, algún gasto en salud o enfrentar algún imprevisto, tienen un aliado en este producto hipotecario.

También se puede utilizar para reestructurar deudas, liquidar deudas de corto plazo (tarjetas de crédito y préstamos personales) para transferirlos a largo plazo permitiendo disminuir el pago mensual, además de mejorar sus condiciones financieras por ser créditos garantizados.

Esta opción surge cuando el solicitante deja en garantía su vivienda para obtener un préstamo, el cual puede utilizar para cualquier propósito y que en nuestro país tiene un gran potencial pero del que no se ha explorado mucho porque hace falta una educación financiera al respecto.

También se utilizan para la educación de los hijos. En este caso se puede establecer incluso que los hijos cubran una parte de la mensualidad del crédito una vez terminados sus estudios y cuanto tengan una fuente de ingresos fija.

Este financiamiento fue muy utilizado en Estados Unidos antes de la crisis financiera de 2007, lo cual propició un excesivo endeudamiento de las familias. En México, el refinanciamiento se otorga a las personas que han demostrado un buen comportamiento de pago, aunado a que el loan to value (LTV) se limita al 80% como máximo. La portabilidad o movilidad de las hipotecas ha sido el punto de partida para impulsar un mercado de refinanciamiento más activo.

Cabe señalar, que ninguno de estos esquemas es recomendable cuando los recursos se pretenden utilizar para el gasto corriente o consumo, ya que pueden ser un mecanismo que facilitaría perder de manera muy rápida un patrimonio familiar ganado con esfuerzo.

 

Crédito Hipotecario,Liquidez, el crédito desaprovechado, Real Estate Market & Lifestyle, La liquidez puede sufragar viajes.  La liquidez puede sufragar viajes. 

 

Crédito Hipotecario,Liquidez, el crédito desaprovechado, Real Estate Market & Lifestyle, Colocaron 5,300 mdp en este rubro. Colocaron 5,300 mdp en este rubro.

 

Para Enrique Margain Pitman, Director Ejecutivo de Crédito Hipotecario y Auto de HSBC, este crédito ha estado desaprovechado durante varios años en México. “Este es un dato muy interesante. El crédito de liquidez casi no se ha utilizado en nuestro país, pero creo que tiene una gran oportunidad. Prácticamente en los últimos 12 meses, se han colocado 5,300 millones de pesos en créditos de liquidez, que es una proporción muy baja de la originación hipotecaria. Pero si consideramos que prácticamente en nuestro país hay 7 millones de hipotecas, con un stock habitacional de 34 millones de hogares, estamos hablando que 80% de las viviendas en nuestro país, no se hipotecan”.

En contraparte, Ricardo García Conde, Director Ejecutivo de Banca Hipotecaria y Automotriz de Citibanamex, afirma que algunos bancos han retirado esa oferta de su portafolio de productos hipotecarios, debido a que se ha hecho un uso inadecuado de este producto, o bien, podría aplicarse esta dinámica por la vía de otros productos.

“El crédito de liquidez lo que tiene es que al ser un crédito de destino libre, quien atraviesa su casa para obtener capital de trabajo para su negocio, se empieza a parecer más a un crédito PyME. Para algunos significa poder tapar algunos agujeros que vienen cargando de otros productos financieros, entonces ahí tiene una naturaleza distinta de riesgo y de desempeño-destino; incluso, fiscalmente es distinto porque no es deducible de impuestos y está gravado con IVA”.

Por su parte, para Fernando Soto-Hay, fundador de Tu Hipoteca Fácil, a este tipo de créditos les falta agresividad: “En México hace falta un poco más de agresividad en el tema de crédito de liquidez, en términos de poseer una tasa menor, aunque se genere el IVA sobre los intereses, a diferencia del crédito hipotecario para construir o remodelar; en el de liquidez sí se genera IVA, pero si éste fuera menos costoso en términos prácticos, sería más socorrido”.  

 

En los bancos que sí ofrecen el crédito de liquidez, existen dos modalidades:

1)Esquema cerrado: que son los créditos que se dan en una sola vez, con plazo determinado, amortización fija y generalmente con una tasa de interés fija.

2)Esquema abierto, o también el llamado por sus siglas en inglés, HELOC o Home Equity Line of Credit), que es una línea de crédito revolvente (similar a una tarjeta de crédito), donde se va disponiendo de la línea conforme se requiera, aunque en este producto la tasa suele ser variable. Cabe señalar que en México se utiliza principalmente el cerrado.

Sin embargo, estos créditos no se recomiendan para invertirse en un negocio personal o familiar, ya que existen financiamientos específicos para capital de trabajo u otro destino; sin embargo, en caso de considerar esta alternativa, el LTV (loan to value) debe ser máximo de 50 por ciento.

 


Texto Real Estate Market & Lifestyle

Foto: LCC CONCORD VERDE / ADR

Este artículo fue publicado en: