Claudia Sheinbaum Pardo, jefa de gobierno de la Ciudad de México, expuso que entre el 29 de junio y 6 de julio se reanudarán más actividades aunque con fuertes medidas sanitarias.

12 No me gusta12

La próxima semana, la Ciudad de México estará en el color naranja del Semáforo Epidemiológico por el COVID-19, anunció Claudia Sheinbaum Pardo, jefa de gobierno de la Ciudad de México. Por lo que se reanudarán más actividades, entre el 29 de junio y 6 de julio, al 30% de su capacidad, de manera paulatina y con estrictas medidas de sanidad. Sin embargo, señaló que si se incrementa la ocupación hospitalaria, la entidad volverá a cerrar actividades: "Si regresamos a situación de hospitalizados por encima del 65% tendremos que volver a cerrar actividades".

En conferencia de prensa, la mandataria dijo que el 29 de junio abrirá el comercio al menudeo, actividades deportivas al aire libre y clubes, e iniciarán labores las trabajadoras del hogar; el 30, negocios del Centro Histórico; el 1 de julio, hoteles y restaurantes; el 2, comenzará la venta en tianguis y mercados; el 3, se abrirán las estéticas y barberías con previa cita; y hasta el 6 de julio las tiendas departamentales y centros comerciales podrán retomar actividades.

Algunas de las reglas que deberán seguir los comercios incluyen un horario de 11:00 a las 17:00 horas, el desuso de los probadores y fomentar el pago electrónico; no ofrecer degustaciones, la desinfección completa de la tienda mínimo seis veces por día y la limpieza frecuente. En tanto que en los restaurantes se incluyen espacios en zigzag entre mesas, ventilación natural, uso obligatorio de cubrebocas y careta para personal; el aforo al exterior deberá ser del 40 por ciento y no podrán operar después de las 22:00 horas.

Cabe mencionar que permanecerán cerrados cines y teatros, galerías, salas de conciertos, museos, parques de diversiones; corporativos y oficinas de diversos servicios, oficinas de gobierno que no dan servicio al público, y servicios educativos operan a distancia. Asimismo, casinos y casas de apuestas, pistas de patinaje, boliches y billares, spas, vapores y baños públicos. También los eventos deportivos y artísticos con público, salones de fiestas, eventos sociales y congresos, cantinas bares, antros, trajineras, iglesias y gimnasios.

En la Ciudad de México ya suman 43 mil 125 los contagios por Covid-19 y 6 mil 116 muertes, de acuerdo con el último informe de la Secretaría de Salud. La alcaldíaIztapalapa se mantiene como la de mayores casos, al registrar 7 mil 887 contagios acumulados, además de que superó las mil muertes por COVID-19.

Edomex también prepara transición

Durante la próxima semana, el Estado de México (Edomex) permanecerá en el color rojo del Semáforo Epidemiológico por el COVID-19. Días que serán de preparación para la siguiente fase, la del color naranja, que iniciaría el 6 de julio próximo, con protocolos de seguridad y medidas de prevención, afirmó Alfredo Del Mazo Maza, gobernador de la entidad. Asimismo, el mandatario recordó que la Secretaría de Salud clasificó en semáforo rojo al Edomex, “lo que significa que hay que bajar un poco más los indicadores de contagios para poder avanzar a la fase naranja. Estamos trabajando de manera coordinada con la Ciudad de México y estamos homologando las actividades que se irán retomando en cada fase”.

 Explicó que por su movilidad, concentración poblacional y actividad económica, el Estado de México se comporta de manera distinta en las diferentes regiones. Por lo que en el Valle de Toluca siguen aumentando los contagios y los hospitalizados, y se deben reforzar las medidas en esta región. En cuanto al Valle de México, en las dos últimas semanas bajó el ritmo de contagios y hospitalizados; y si sigue así, pronto se avanzará a la siguiente etapa del semáforo y retomarán las actividades.

Del Mazo Maza dijo que la apertura de actividades en color naranja, al 30% de capacidad, incluye a los pequeños negocios al por mayor y al por menor, sin generar aglomeraciones, como papelerías, mueblerías, tiendas de ropa, electrónicos o refaccionarias. Tintorerías, talleres, locales de reparación y de mantenimiento. Así como el reinicio de operaciones de restaurantes, hoteles, tiendas departamentales y centros comerciales, entre otros.