El fabricante de sistemas de navegación para automóviles también expuso que la CDMX en la ciudad más congestionada en Norteamérica.

El fabricante de sistemas de navegación para automóviles también expuso que la CDMX en la ciudad más congestionada en Norteamérica.

La Ciudad de México obtuvo la novena posición a nivel mundial en cuanto al nivel de tráfico, y es la primera ciudad más congestionada del rango Norteamérica, según el Índice de Tráfico Tom Tom 2018 dado a conocer hace unos días. El Índice de Tráfico TomTom ofrece estadísticas e información sobre los niveles de congestión en 403 ciudades de 56 países en seis continentes.

México llega a la novena posición con un nivel de congestión de 52%, el cual fue similar al que obtuvo en 2017; los tres países con más tráfico a nivel mundial son Mumbai (India), con 65% de congestión; Bogotá (Colombia), con 63%, con un aumento del 1%; y Lima (Perú), con 58% y un aumento de 8% respecto al año anterior. Le siguieron en ese orden las ciudades de Nueva Delhi, Oblast (Moscú), Estambul, Yakarta y Bangkok, con las posiciones 4, 5, 6 7 y 8, en ese orden. A nivel región Norteamérica, México es la que tiene más tráfico (con el mismo porcentaje de 52%), y le siguen Los Ángeles (42%); Vancouver (38%); y Nueva York (36%).

 

 

El nivel de congestión que mide el índice toma en cuenta el “aumento de los tiempos de viaje en general en comparación con una situación de libre flujo. Por ejemplo, un nivel de congestión del 36% corresponde al 36% del tiempo de viaje adicional para cualquier recorrido, en cualquier lugar de la ciudad, en cualquier momento, en comparación con lo que sería en condiciones de un flujo libre local en el tránsito”.

Las cifras del índice de tráfico de TomTom se basan en las mediciones de velocidad de la base de datos de tráfico históricos de TomTom. Estas mediciones de velocidad se utilizan para calcular los tiempos de viaje en segmentos de carretera individuales y en tramos de redes completas. Entre los colores para los parámetros, México está diagnosticado en un nivel en rojo (equivalente a un tiempo de viaje adicional de hasta 50% mayor al esperado). El Índice, que lleva realizándose ocho años, ofrece además ideas sobre cómo se puede aliviar el tráfico.