Incendios forestales y mala calidad del aire provocó una masa atmosférica con altos niveles de contaminación en la capital del país.

Incendios forestales y mala calidad del aire provocó una masa atmosférica con altos niveles de contaminación en la capital del país.

Los incendios forestales que se están presentando en la CDMX, en los estados circunvecinos, además del cambio climático, han afectado de manera extraordinaria la calidad del aire en la capital, lo que ha causado que se presente una masa atmosférica con altos niveles de contaminación. Lo anterior lo dio a conocer a través de un video la Jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, además que señaló al gobierno de Miguel Ángel Mancera de no dejar un plan ante las contingencias:

“La administración anterior no nos dejó un protocolo especial para las contingencias; sin embargo, tomamos la decisión el día sábado de emitir recomendaciones especiales para la salud de los habitantes. Nos comunicamos con la SEP para que se tomaran acciones para proteger a niños y niñas, que son los más vulnerables en esas circunstancias de tal manera que lunes y martes se evitó que salieran a actividades recreativas.

“Dadas las condiciones de contaminación, se tomó la decisión de una contingencia ambiental extraordinaria que no estaba determinada previamente, sin embargo, en combinación con el gobierno del Estado de México, el Gobierno Federal, la tomamos”, argumentó. Asimismo, dijo que al hacer ejercicio al aire libre, podría generar más riesgo de contraer enfermedades respiratorias además que no se están haciendo actividades de bacheo, pavimentación ni poda de árboles, las cuales serían ordenamientos para los gobiernos de los estados, alcaldías y los municipios.

Agregó que están manteniendo comunicación constante con la Comisión Ambiental de la Megalópolis (Came), para informar a la ciudadanía a través de diversos comunicados que se van a emitir a las 10 de la mañana, a las tres de la tarde y a las ocho de la noche, ante una doble contingencia por ozono y partículas con el contaminante PM2.5, “el cual es altamente pernicioso para la salud de los habitantes”.

Aseveró que para combatir los incendios se sumaron 500 brigadistas: “Esta situación extraordinaria que tiene que ver con los incendios. El Gobierno de la CDMX conociendo que estamos viviendo situaciones relacionadas con el cambio climático, incrementamos a 500 los brigadistas que atienden los incendios, que pasaron de 1700 a 2300, que están colaborando junto con el cuerpo de bomberos”.

Vamos a ser muy responsables. Aquí lo más importante es la salud de los habitantes y buscar que no lleguemos a índices de contaminación mayor. Por esa razón se orientó a la liga de futbol (Liga MX) para suspender los partidos”, expresó finalmente.