La Secretaría de Obras y Servicios (SOBSE) de la Ciudad de México reportó un avance de 80% en la excavación del núcleo principal del Desnivel Mixcoac-Insurgentes, en su salida desde el Eje 8 José María Rico, con lo que se logró conectar la incorporación de Insurgentes Sur con el nivel superior del doble túnel vial.

El tramo construido a la incorporación de Insurgentes Sur mide 250 metros, y comienza en la calle Febo, que es una de las entradas al desnivel de 1,300 metros de longitud. En el punto se trabaja en la colocación de relleno para la conformación de la carpeta y colado del firme sobre las tabletas que conforman la losa del túnel.

Se espera que una vez concluido el deprimido Mixcoac-Insurgentes, los automovilistas que circulan por la Avenida Insurgentes, de sur a norte, podrán ingresar a la vialidad subterránea por esta incorporación y continuar por su nivel superior con dirección a la zona de Molinos, cerca de Mixcoac.

El titular de la SOBSE, Edgar Tungüí Rodríguez, destacó la liberación de un carril en la obra: “Con el montaje de la última tableta de concreto en la incorporación de Insurgentes Sur en la presente semana podremos liberar un carril de circulación con dirección al norte, lo que permitirá mejores flujos vehiculares en su cruce con Circuito Interior”.

Las 2,000 tabletas que se requieren para dar forma al distribuidor vial subterráneo son elaboradas en una planta de prefabricados ubicada en Texcoco, Estado de México; al momento se han colocado 1,810 piezas de concreto en el túnel doble. “Hemos extraído del subsuelo 230,000 metros cúbicos de tierra, que representan 96% del material a extraer en el distribuidor; faltan menos de 10,000 metros cúbicos que serán retirados durante el presente mes”, indicó.