Los precios productor para la industria de la construcción se mantuvieron elevados hasta el mes de octubre, debido a que en términos anuales alcanzaron un ritmo de 9.22%, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). Sin embargo, en términos de tendencia sigue corrigiendo a la baja paulatinamente su tendencia toda vez que alcanzó un máximo de 13.4% anual en marzo pasado.

A lo largo del año ha sido fuerte la presión sobre los insumos de la construcción, lo que se refleja en un avance mucho mayor respecto al índice general de precios productor que en el mismo periodo reportaron un crecimiento de 5.27% anual.

Asimismo, en el mismo periodo del 2016, los precios productor del sector construcción crecían a un ritmo anual de 7.22%, dos puntos porcentuales por debajo del reporte más reciente; y si nos vamos a dos años previos, en 2015, crecían a un ritmo del 4.55% anual.

Si lo vemos con optimismo, en septiembre este indicador creció a una tasa anual de 9.69%, lo que significa que entre septiembre y octubre bajó 47 puntos base.

En particular, los precios productor de la construcción residencial repuntaron a una tasa anual de 7.8%, por abajo del 8.7% del mismo periodo del año previo, de acuerdo con la información del INEGI.

En tanto los materiales, alquiler de maquinaria y remuneraciones creció 9.2% anual y, en particular, los materiales de construcción avanzaron 10.2% anual en octubre, por abajo del 10.9% de septiembre y muy inferior de los niveles ligeramente superior al 15% de los meses de febrero, marzo y abril pasado.

Un análisis de la CIMC daba cuenta que la estabilidad que alcanzó el tipo de cambio hasta septiembre combinada con la moderación en el crecimiento de los precios internacionales de los commodities, estabilizaron los precios de los insumos de la construcción.